Guerra mediática y revoleo de sufijos

La revista argentina Barcelona, en su número 183, publicó una nota que hace referencia a una de las tantas ridiculeces que nos ofrecen los medios locales en sus títulos de tapa. El titular de la nota dice: Anuncian que tras la Judicialización de la política se vienen la "deeneunización del oficialismo" y "el defaulteo encrispizado", mientras que la oposición exige "la ejecutalización del Gobierno". Y en el copete: Luego de tres meses de devaneos, la oposición parece dispuesta a llevar hasta las últimas consecuencias su "moderatización salvaje" mientras que el Gobierno busca por todos los medios "congresatizar los DNU para desestabilizar las maniobras destituyentes". Los expertos, por su parte, no terminan de ponerse de acuerdo si lo mejor en estas circunstancias es "judicializar legisloparlamentariamente" al Gobierno o permitirle la "reformatización cartamágnica".

Periódicos de todo el mundo.
En los periódicos "serios" abusan de las nominalizaciones, de los adverbios en -mente y también de los infinitivos. Son posibilidades que da el sistema morfológico del español pero que, usadas de esta manera, adquieren un tono ridículo. Y ahí está la Barcelona para burlarse, por supuesto. Basta con tomar una raíz y adjuntarle varios sufijos que cambian la clase de palabra.

Por ejemplo, al verbo "organizo" le cambio la vocal temática y le agrego el sufijo "ción" y queda "organización". Al infinitivo "mostrar" le agrego el prefijo "de" y el sufijo "ción" y se nominaliza como "demostración". Lo que hacen en la Barcelona es exagerar estas operaciones para lograr el efecto humorístico. En vez de "ejecución" agregan sufijos y crean el neologismo "ejecutalización", lo mismo con "moderatización". La burla va hacia la obsesión por lograr un efecto dramático en los titulares y la invención compulsiva de neologismos. "La judicialización de la política" logrará un mayor impacto que "la política llevada al plano judicial", por ejemplo. Una vez lograda la aceptación de los neologismos, a fuerza de repetición noche y día, los medios tienen un mayor abanico de adjetivos con los que calificar a sus adversarios ¡con menos espacio en el titular! Y así se termina de formar el combo neologismo+ahorro de papel.

¿Nunca pensaron por qué solemos usar la frase "revisación médica" y no "revisión médica"? Lean, piensen y comenten.

Comentarios

  1. ..."La palabra revisión es correcta, pero 'no suena muy bien' porque en la Argentina, en esos casos, lo usual es decir revisación. Si los lectores encuentran a menudo la expresión revisión médica en textos periodísticos, es porque, o bien los autores creen que revisación "no existe" o es incorrecta, o bien son los correctores los que lo creen y les cambian revisación por revisión.

    Es que la palabra revisación no está en el Diccionario de la Real Academia Española y sí está revisión, definida como 'acción de revisar'. Pero revisación debería figurar, pues cumple con creces los requisitos para ser aceptada: está bien formada y se usa. Es gracioso que la Academia haya incorporado en el DRAE la voz chequeo , que viene del inglés, y no revisación , que viene del español.

    El sustantivo revisión significa 'acción de revisar´ y nosotros lo usamos en relación con otras cosas, pero raramente cuando se trata de revisar a las personas para determinar su estado de salud. En esos casos usamos revisación, que es justamente el sustantivo derivado del verbo revisar. En cambio, revisión no viene de revisar, sino de un sustantivo latino que a su vez proviene de un verbo del que también deriva revisar. Son todas palabras de la misma familia (la familia del verbo ver) y etimológicamente revisión y revisación significan lo mismo, aunque el proceso de su formación ha sido diferente. Por eso, si en la Argentina el uso ha preferido revisación, no hay razón para rechazarla. Y si no está en el diccionario, la culpa es del diccionario, no de los hablantes que la usan."
    Texto choreado (que proviene de chorro) de una nota de Lucila Castro publicada en La Nación:
    http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1155226

    ResponderEliminar
  2. Bruno, muy buen artículo! Primero estuve buscando la palabra en la RAE, y no me cerraba que la mas usada no estaba en nuestro diccionario, despues encontré el artículo que puse antes, que explica mejor que yo el uso de "revisación".
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Excelente aporte. Si una palabra se usa, debe ser objeto de estudio de la lingüística. Los diccionarios no son más que intentos normativos que dan una tibia referencia pero no son Biblias.

    ResponderEliminar
  4. ¡Ajaja! Muy gracioso lo de la Barcelona. Revisión médica suena tan raro como revisación de cuentas, ¿no?

    ResponderEliminar
  5. Tal cual, el uso nos acostumbra a algunas formas. Otras, por más que estén constituidas usando las mismas reglas del sistema, suenan muy raras.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Eugenio Cambaceres y el gen del mal en el naturalismo